ZZ…“un anticatalogo de ideas en torno al arte NO convencional… Porque un poco de locura no hace nunca daño”…ZZ

9.07.2013

ERA UN ARTISTA NUEVO



ERA UN ARTISTA NUEVO
BASADO EN HECHOS REALES IV
oZcar

Como hoy ando un pelín desvelado os cuento esta historia, que insisto es totalmente veridica y os puede dar una idea de lo que es una autentica producción "made in spain", de las de toda la vida. Como siempre omitiré los nombres de los artistas implicados aunque os daré una pista: los rasgadosdeboca del lado americano del charco, por suerte para ellos, no les habran tenido que soportar.

¿Recordais que en una de las ediciones de Barrio Sesamo salian en la cabecera unos niños corriendo por un camino arbolado y despues dando de comer a una vaca? ...Pues uno de ellos era yo, en mi primera aparición en TV... jajajaja...nos grabaron durante una excursión a una granjaescuela y aunque no os lo creais... ¡¡no nos dieron ni un duro!!... ni derechos de imagen ni hostias, y lo emitieron a diario durante un montón de meses...
Un saludo
oZcar 

BASADO EN HECHOS REALES IV 

Era un "Artista" nuevo que no derrochaba talento precisamente pero tenía algo muy importante, su "Padre" era todo un personaje mediático, un insigne tonadillero, uno de los grandes. Eso hizo que sus canciones, por más que mediocres, se oyeran por doquier, emisoras de radio, centros comerciales, y su video se podía ver varias veces al día en todas las cadenas de TV. Por eso cuando me ofrecieron formar la banda que le acompañase en directo no me lo pensé dos veces, acepte de inmediato, además me dejaban libertad para elegir a los músicos que yo estimase oportuno. ¿Todos? No. Las dos chicas que harían los coros las elegiría un comité integrado por el "Artista", el "Padre", el "Manager" y un servidor en calidad de asesor musical. Me citaron una tarde calurosa de junio en el estudio donde se estaban realizando los ensayos para hacer una prueba a las dos candidatas únicas, con lo que parecía muy claro que estaban admitidas de antemano y que la cosa era puro trámite. Cuando entre allí casi me caigo de espaldas. Dos bellezas impresionantes, una rubia a lo Marilyn y una morena andaluza, rezumaban erotismo y sensualidad tanto con su cuerpo y su vestimenta como en su forma de hablar y de moverse. Reconozco que me intimidaron un poco. Al poco llegaron el resto del jurado y tanto el "Padre" como el "Artista" se quedaron como yo, con la boca abierta al ver a las chicas. El manager era evidente que ya las conocía por la familiaridad con que las trataba. Comenzó el casting: -¿Habéis escuchado el disco? Las pregunte. -Sí. Nos lo sabemos entero y hemos preparado una coreografía para el único tema que no tiene coros. ¿Queréis verla? -No será necesario- dijo el manager- A ver, cantad algo. Elegimos un tema, yo tocaría el piano, el "Artista" cantaría su parte y las chicas por supuesto solo participaban en los estribillos. Me senté en el fabuloso Steinway, la belleza rubia a mi derecha, la morena a la izquierda y los demás alrededor de la cola del piano. Comencé a tocar y al llegar al primer estribillo tuve que parar. No estaban ni tan siquiera cerca del tono de la canción y mucho menos cerca de las notas que se supone tenían que cantar. El jurado pareció un poco contrariado por esa interrupción pero yo mantuve la calma y explique detenidamente a cada una de ellas como era exactamente la parte que les correspondía. Ellas, que no tenían un pelo de tontas se percataron perfectamente de la situación, un pianista "tiquismiquis", y tomaron las oportunas medidas antes de comenzar de nuevo, la rubia aplasto sus dos turgentes pechos sobre mi hombro y cuello y la morena se inclino sobre el atril del piano para ver mejor el texto y de paso ofrecer una panorámica de su escote. Por su parte el "Artista" me sugirió que cantase yo su parte para que el pudiera prestar toda su atención a la interpretación de las chicas. Yo empecé a sudar copiosamente y la cara del jurado aparecía ante mí como si estuviesen teniendo un perfecto funcionamiento de los intestinos. Las siguientes interpretaciones no difirieron sustancialmente de la primera pero opte por no volver a parar el asunto, además cuando la morena empezó a acariciarme la espalda entre en una especie de éxtasis místico del que me resistía a salir así que enlace una tras otra las canciones hasta un número que no recuerdo pero no inferior a seis o siete. Entonces el manager nos cortó y les dijo a las chicas que salieran de la sala mientras deliberábamos. -¿Qué tal?, ¿Cómo las habéis visto? Yo creo que son las adecuadas. -Sí, sí- respondieron el "Padre" y el "Artista". Los tres me miraron y no pude contenerme, es un defecto que tengo: -Cantar lo que es cantar no cantan una mierda- y ante su turbación añadí -...pero vamos...están un rato buenas y en el escenario quedaran despampanantes. -Hecho entonces- dijo el "Manager" y los demás asentimos con autentica lascivia. El día del estreno fue memorable, y lo fue por muchas razones, la banda estuvo magnifica y tocamos como animales, el "Artista" no dio pie con bola porque resultó que llevaba unos meses de promoción en televisiones y tal pero todo lo había hecho en playback, así que esa era la primera vez que se subía a un escenario de verdad, con músicos de verdad y publico de verdad, pero a pesar de todo capeo la situación como pudo y no fue demasiado el desastre. Pero lo mejor de todo fue la actuación de nuestras amigas de los coros, cuando ya desde el primer tema empezaron a efectuar movimientos sinuosos y gestos indecorosos con los pies de los micros. Eso sumado a la ropa, o mejor dicho la ausencia de ella, hizo que los músicos tuviésemos una energía brutal y por supuesto el publico apenas si se fijaba en el "Artistilla" que trataba desesperadamente de mantener el tono y la compostura a la vez. Al terminar los músicos nos lanzamos como locos a por ellas pero el manager estuvo muy hábil y enseguida las metió en su coche y se las llevó, dejándonos allí al "Artista" para que se dedicase un rato a firmar autógrafos. Estaba claro que iba a ser muy difícil hincarles el diente a las chicas. Las siguientes actuaciones sucedieron de igual modo. Tan solo hubo un incidente cuando Carlos, el chico que tocaba la guitarra española no lo soporto más y se abalanzó sobre la rubia y esta tuvo que emplearse a fondo para despegárselo. Ese día el "Manager" nos dio una charlita sobre compañerismo y acoso laboral y afortunadamente el incidente no pasó a mayores. Cierto día tocábamos en la localidad donde pasaban las vacaciones la familia del "Artista" y durante la prueba de sonido las chicas, como siempre, se entregaron a fondo con sus coreografias pseudoporno. Cuando bajé a los camerinos escuche gritos en el del artista, era la "Madre" que discutía con el "Manager" y el "Padre": -A esas dos putas no las quiero más en el escenario con mi chico. Aquella fue la última actuación de nuestras amigas y termino haciendo los coros la peluquera de la hermana del "Artista" que se sabía el disco de memoria y ciertamente tenía muy buena voz.

No hay comentarios:

Publicar un comentario